RECOMENDAR

 

 

 

 

 

VER PROGRAMACIÓN

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 SALLY SPECTRA
 Rock *

Universo rock

 Por Noemí Mezzone

 

El disco debut de Sally Spectra es Rock. Así se llama. Así es. La banda está integrada por músicos que vienen de otros grupos, entre los más reconocidos están Leonardo García (voz) y  Martiniano Olivera (teclados y guitarra acústica), dos ex miembros de Zero. El resto de la banda también tiene un prontuario musical notorio: Gabriel Francia (bajo) pasó por Cadáveres Ilustres y Neanderthal, mientras que Diego Varó (guitarra) estuvo en  Neanderthal y Rrrrrrr

Rock es irónicamente la trasgresión del propio género aludido, pero a su vez está imbuido del espíritu de búsqueda inherente a la cultura rock. El disco se despliega en distintos planos sonoros, generando los ambientes adecuados para lo que requieren las propias canciones. 

Líricamente las canciones “caminan” en dos mundos ultraterrenos, mientras connotan al paraíso perdido (“Yo sé, una vez  dios bebió el amor de un ángel que mujer[1]), denotan al mismo tiempo al infierno (“Infierno, brindo al nadar en sangre color digital y es líquido, mi amor es líquido[2]). Pero no son los mundos ultraterrenos dantescos, son construcciones propias de la imaginación de Sally Spectra. Si en Rock aparece la presencia de un dios pagano que se mueve entre el paraíso y el infierno, el yo lírico spectriano se ubica en un purgatorio más incómodo que cualquiera de los otros dos mundos: “en el ojo del huracán encuentro la paz, de seda y muerte, que al abrigarme despoja los cuerpos.” 

Rock traduce la contundencia del buen entendimiento del formato pop de las canciones, con guitarras distorsionadas a veces, que hasta por momentos se convierte en un sonido bailable pero en el sentido de Miranda. Si hubiera que relacionar a Rock con algún referente local, sería obvio y fácil hacer la analogía con el Visitantes de Zero, especialmente por la voz de Leonardo García, sin embargo, en ese espíritu de búsqueda de sonidos nuevos nos remite al Primavera Digital, el último disco de Traidores

Sally Spectra deja en claro que para ser moderno no es necesario ser joven, sino tener la mente fresca, y le pasa el trapo a varias bandas de jovenzuelos de la escena local que pretenden ser “modernosos” con pobres estribillos, sin genio.

 

[1] Angel

[2] Digital

* Pájaroscuro, 2006

 

ÍNDICE